Aforo OK

Ritual de belleza para el verano

En verano los rituales de belleza se intensifican para paliar los típicos efectos secundarios de la temporada. Hoy te ofrecemos pequeños gestos que mejorarán notablemente cuerpo y mente. Cuando descubras sus beneficios no podrás dejar de practicarlos en todo el año.

¡Conoce los hábitos que no querrás perder!

Exposición moderada al sol

En verano nos gusta disfrutar del sol, esa fuente de energía que alienta la vida. Pero debemos hacerlo con salud y sensatez.

Cuando nos expongamos al sol, debemos hacerlo con moderación y sentido común. Los rayos solares ayudan a sintetizar la vitamina D, a reducir la presión arterial y mejorar el tratamiento de algunas patologías, entre otros beneficios.

Ahora bien, nunca tomes el sol sin protección, una abundante acumulación de radiación ultravioleta es perjudicial y puede desencadenar cáncer, envejecimiento de la piel o enrojecimiento cutáneo. Se estima que, para no quemarte, no debes estar más de 29 minutos sin fotoprotección solar bajo el sol en verano.

Es aconsejable tomar el sol por la mañana de 8 a 12h y por la tarde, a partir de las 17h, siempre con una buena protección solar.

¡Pero cuidado! la utilización de fotoprotectores no debe considerarse un seguro para prolongar la exposición al sol. Un buen protector solar puede ayudar a prevenir la aparición de manchas y el envejecimiento prematuro. Para ello conviene escoger una crema con filtros físicos que hidrate la piel de forma natural y aporte antioxidantes vegetales.

¡En nuestra tienda Aromas tienes una gran cantidad de productos y marcas!

Tras la exposición al sol, no olvides aplicarte por la noche un “aftersun” regenerante.

Agua, y cuanto más fría mejor

¿Sabías que el cuerpo y la piel agradecen mucho que te sumerjas en agua fría? Y cuanto más fría mejor. Los beneficios están probados: mejora la circulación, estimula el sistema inmunológico y aumenta el metabolismo ayudando a mantener la figura. A nivel psicológico, ayuda a activarte, elimina el estrés y aumenta la confianza mejorando la autoestima.

En verano es el mejor momento para hacerlo, ya que las altas temperaturas invitan a ello. Si te acostumbras a una ducha de agua fría, es más fácil que puedas mantenerla en el tiempo.

Puedes empezar con agua caliente e ir regulando hasta que llegues a la temperatura máxima que puedas soportar y acabar con agua templada. Así no perderás un gesto que en verano es fácil adquirir y que tu cuerpo, tu piel y tu estado anímico te agradecerán siempre.

Masaje facial diario

Un masaje facial es la oportunidad perfecta para aplicar tu hidratante facial diario y conseguir despertar los músculos de tu cara para que no sólo la piel refleje ese cuidado, sino que sea un tratamiento más profundo.

De esta forma además conseguirás suavizar las líneas de expresión y evitarás la formación de nuevas arrugas. Con el masaje facial el producto penetra más profundamente aumentando las propiedades del mismo y su capacidad de acción.

Tómate la misma calma para la limpieza que para la hidratación y nutrición de tu piel. Al final de las vacaciones deberías exigirte mantener esta rutina para que cada día tu cara tenga esa luminosidad que has conseguido en tus días de descanso.

El secreto de un pelo sano

En verano, el cabello también sufre las inclemencias del sol, el cloro o la salinidad del mar. Por ello, es imprescindible que te apliques una mascarilla hidratante. Ganarás en nutrición e hidratación, haciendo que tu pelo no pierda su fuerza y brillo natural y sea más resistente.

Si tu pelo es seco, hazlo una vez por semana y si es graso, mejor cada 2 o 3 semanas.

Además de la mascarilla, puedes cuidar tu melena en verano son simples gestos. En verano los recogidos rápidos son una solución perfecta para salir a la calle, pero esto no tiene por qué hacerte olvidar el cepillo. Desenredar el pelo al menos tres veces al día evita roturas prematuras, se fortalece el cabello y se vuelve menos quebradizo, luce con más soltura y mucho más sano.

Si, además, le añades un spray desenredante conseguirás un extra de vitalidad, hidratación y fuerza.

Practica estos hábitos en verano y no los querrás perder nunca ¡Nos vemos en Metromar!

Metromar, a tu lado.

💬 ¿Necesitas ayuda?